Búsqueda en los contenidos de la web

Búsqueda avanzada

Las aplicaciones de la bioeconomía, a debate en Food&Future

Éxito del Congreso organizado por Cajamar y la APTE 

Feeding The World. @worldfeeding

La primera convocatoria de Food&Future, el Congreso de Bioeconomía, Alimentación y Futuro organizado por Cajamar Caja Rural en colaboración con la Asociación de Parques Científicos y Tecnológicos de España (APTE), el Parque Científico-Tecnológico de Almería (PITA) y la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural de la Junta de Andalucía, recibió este jueves en el edificio Pitágoras del tecnoparque almeriense a casi 250 especialistas, investigadores y profesionales del sector agroalimentario y empresas de base tecnológica procedentes de toda España.

El encuentro, que combina el carácter científico-técnico de las ponencias con una clara orientación hacia la economía productiva y el mundo empresarial y del emprendimiento, fue inaugurado por Eduardo Baamonde, presidente de Cajamar Caja Rural; Felipe Romera, presidente de APTE; y María del Carmen Ortiz, consejera de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural de la Junta de Andalucía.

El presidente de Cajamar comenzó su intervención recalcando que la bioeconomía “lleva implícito un gran salto adelante de la humanidad en cuanto al uso intensivo de las tecnologías sostenibles en todas las fases del proceso productivo. Pero, sobre todo, ha de suponer un gran cambio en el terreno de las mentalidades, en la manera en cómo entendemos el carácter circular de la economía y cómo gestionamos los recursos de origen biológico a nuestro alcance”.

Nuevos aprovechamientos del material biológico del planeta a través del sistema innovación-empresa

Tras el acto de inauguración, las sucesivas ponencias versaron sobre los mecanismos para el desarrollo de nuevos productos y procesos basados en materias primas renovables y el uso sostenible de la biomasa, como estrategias para que el sector agroalimentario mejore su competitividad en un futuro inmediato liderado por la bioeconomía.

Alfredo Aguilar, de la Federación Europea de Biotecnología, y Daniel Ramón, de Biópolis, presentaron el potencial de la bioeconomía y la biotecnología como motores del cambio hacia un modelo económico más sostenible. A continuación Javier Velasco, de Neol BioSolutions, se ocupó de la puesta en valor de residuos y subproductos agrícolas. Por su parte, el análisis de las nuevas tendencias de comportamiento en el consumidor y las estrategias para el éxito en el lanzamiento de nuevos productos alimentarios corrieron a cargo de David Martínez Roig, consultor de Marketing Human Consumer Knowledge.

Además de la celebración de dos mesas redondas sobre casos de éxito empresarial, en la sesión de tarde Enrique Soria, director técnico del Centro Nacional de Energías Renovables, se ocupó de resumir la propuesta de un nuevo modelo económico más allá del petróleo y el reto de desarrollar nuevas formas de energía sostenible.

Finalmente, el director de Negocio Agroalimentario y Cooperativo de Cajamar, Roberto García Torrente, encargado de la clausura del evento, insistió en que, en el ámbito del sector agroalimentario, el objetivo fundamental de la bioeconomía es “el incremento de la productividad por medio de la intensificación tecnológica y el aprovechamiento racional y eficiente de los recursos renovables a nuestro alcance. Es la única receta, pero no se puede planificar a corto plazo, y requiere además de costosas inversiones en investigación y desarrollo y de la colaboración público-privada. Este es el motivo por el que Cajamar organiza este Congreso, para fomentar el contacto permanente entre la investigación, la tecnología, los empresarios y emprendedores y los agricultores”.

volver

Vídeos

Boletín electrónico

Darse alta y baja en el boletín electrónico

 

Darme de baja

Grupo de Innovación Sostenible